Siguiendo el hilo del Programa PREE hoy os contaré en qué consisten estas rehabilitaciones y mejoras en los edificios españoles y qué papel juegan  las entidades locales en todo el proceso.

Cada parte, una pequeña pieza del engranaje

El Programa PREE está gestionado por las Comunidades Autónomas y el IDAE es el encargado del seguimiento y la coordinación. Una vez  que ya están aprobadas las bases será cuando las Comunidades y Ciudades Autónomas publiquen poco a poco y mediante resoluciones propias las convocatorias de cada territorio para acceder a las ayudas. Con la dotación de 300 millones de euros para llevar a cabo actuaciones de rehabilitación energética y disminución del consumo de energía final y de las emisiones de nuestros edificios, el potencial de ahorro y de incorporación de energías renovables es enorme algo que las CC. AA no dejarán pasar por alto.

Por su parte las entidades locales, serán grandes protagonistas del Programa, siendo una de las principales destinatarias de las ayudas para la rehabilitación energética, y jugando un papel fundamental como promotores entre los ciudadanos y entre las comunidades de propietarios. Pero empecemos por el principio, ¿qué tipo de acciones se llevarán a cabo en la rehabilitación de edificios?

Las actuaciones subvencionables son…

Mejora de la envolvente térmica.

Mejora de la eficiencia energética de las instalaciones térmicas, como:

  • Sustitución energía convencional por energía solar térmica.
  • Sustitución de energía convencional por energía geotérmica.
  • Sustitución de energía convencional por biomasa en las instalaciones térmicas.
  • Mejora de la eficiencia energética de los subsistemas de generación no incluidos anteriormente, como la bomba de calor.
  • Mejora de la eficiencia energética de subsistemas de distribución, regulación, control y emisión de las instalaciones térmicas.

Mejora de las instalaciones de iluminación.

Las actuaciones para las que se soliciten las ayudas deberán justificar siempre y como fin último, la reducción del consumo de energía final y de las emisiones de dióxido de carbono con respecto a su situación de partida, mediante uno de los métodos de cálculo incluidos en la Directiva 2012/27/UE . Además, como otra de las características especiales, los edificios deben haberse construido antes de 2007 y deberán mejorar la calificación energética total del edificio en, al menos, una letra, respecto a la calificación energética inicial del edificio.

¿A qué edificios se dirigen estas subvenciones?

La primera de las características con las que se debe cumplir para optar a las diferentes ayudas, es ser un edificio ya existente, no de nueva construcción. Dentro de esta clasificación los edificios pueden ser:

  • Vivienda unifamiliar.
  • De tipología residencial colectiva.
  • Edificios con otra utilidad como: de uso administrativo, sanitario, docente, cultural, etc.

¿Qué tipo de actuaciones no son subvencionables en el programa PREE?

  • Cuando se trate de edificios de nueva construcción.
  • Las actuaciones que supongan una ampliación incremento el espacio o el volumen construido.
  • Y las actuaciones que conllevan un cambio de uso del edificio o vivienda.

Presentación del Programa a las entidades locales

Desde que se publicara el Programa el pasado mes de agosto, las presentaciones a los diferentes sectores se han sucedido de forma continua. Dar visibilidad  a la línea de ayuda PREE es importante para que todos los sectores involucrados y que puedan estar interesados conozcan las características y el tipo de ayudas a las que pueden optar.

En el webinar del 24 de septiembre, el IDAE y los representantes de las Entidades Locales pusieron en común los aspectos más importantes para ambas partes. Estos fueron los temas más destacables que trataron:

Entidades locales como agregadores

En esta presentación el Director de Ahorro y Eficiencia Energética del IDAE animó a las entidades locales a actuar como agregadores, y puso hincapié en que “la dificultad suele venir dada porque la decisión de rehabilitar exige inversiones altas con largos periodo de retorno- y requiere de acuerdos de muchos participantes dentro de las comunidades de propietarios. Las ayudas del PREE pueden ayudar a superar estas barreras y movilizar inversiones importantes.”

Plataformas público-privadas

Esperanza Caro, resaltó en su intervención la profunda implicación, el esfuerzo y gran trabajo que las administraciones adquieren por ser las más cercanas a los ciudadanos. Recalcó también la necesidad de multiplicar el impacto mediante el impulso de plataformas público-privadas, donde los ayuntamientos actúen como garantía integrando además a los demás sectores (constructores, arquitectos, etc).

Un paso más cerca de la sostenibilidad energética, de la disminución del consumo de energía final y de las emisiones de CO2 en nuestras ciudades. ¿Os sumáis al cambio?